jueves, 31 de mayo de 2012

EL RODRIGUEZ ACCIDENTAL

Mediante una película nos enteramos de la existencia del denominado “Turista accidental”, siendo denominada de esta manera, toda persona que viajando por motivos de trabajo, aprovecha su tiempo libre para conocer la zona a la que le ha tocado desplazarse.
Estos tiempos que nos ha tocado vivir, bien sea por la dificultad en el trabajo, o por los cambios en los usos de las parejas, desde hace tiempo también ha aparecido el “Rodriguez accidental”, especie a la que tengo el gusto de pertenecer.
Con este nombre este vecino del mundo intenta denominar a toda aquella persona, varón o hembra, aunque preferiblemente el primero, ya que la segunda normalmente disfruta permanentemente de la grey infantil, que por distintos motivos, sea por las dificultades en encontrar trabajo, o por su actual posición sentimental, pasa mucha parte del año en soledad.
Estos días he estado practicando lo de ser Rodriguez, y en realidad es una paradoja de la vida porque piensas que vas a hacer tantas cosas estando solo, y al final..., más de lo mismo.
A medida que se va acercando la fecha, y ya se va a romper la soledad, es cuando empiezas a maquillar el panorama del piso. Porque seamos sinceros, a nosotros no nos importa el sitio donde se encuentra cada cosa en un momento dado, porque se busca y ya está.
Este vecino del mundo practica el libre albedrío, y no le importa que los objetos de su casa lo practiquen también.
Sin embargo, ellas tienen que tener cada cosa en su sitio, yo creo que tiene que ser por miedo a que nos tropecemos nosotros, por aquello de la única neurona y el hacer dos cosas a la vez; porque unas alubias estén en su sitio, o en el del chocolate, seguirán siendo unas alubias, digo yo.
A medida que la sufrida se acerca al hogar, la decoración de las cosas está cambiando a toda velocidad, y van apareciendo aquellos calzoncillos que no encontrabas desde que los habías comprado.
Es que a quien se le ocurre buscar los calzoncillos en el cajón de la ropa interior. Eso no tiene gracia.
De todas las maneras, a este vecino no le duelen prendas en reconocer que con una pareja al lado, la brújula de la vida siempre marca el norte, porque sino muchas veces nos íbamos a perder, o a echar a perder, que para el caso...

*FOTO: DE LA RED

miércoles, 30 de mayo de 2012

JULIO APARICIO, APAGÓN DE LUCES

Aunque me consta que me leen de los más recónditos lugares, normalmente son españoles que por diferentes circunstancias se encuentran fuera de esta piel de toro. Y hablando de toros, quien más quien menos recuerda que todavía se está celebrando en Madrid la Feria de San Isidro.
Aunque éste no es un blog de deportes, siempre los he tratado de soslayo cuando la atención por algún otro motivo me acercaba a ellos. Lo mismo ocurre en este caso con el mundo de los toros.
Ayer al termino de la lidia de sus dos toros, en la Plaza de las Ventas, Julio Aparicio, inesperadamente para todos, se cortó la coleta como matador.
Tras la importantísima cogida de un toro, hace unos dos años, y cuyas fotos dieron la vuelta al mundo, ya que el cuerno le salió por la boca, el maestro Aparicio no ha sido el mismo.
Para más de uno el fantasma del miedo le ronda cada vez que sale a la plaza. Sea lo que sea está meridiánamente claro que desde aquel triste día su toreo, que antes le había dado días de gloria, se ha resentido.
Sé que habrá muchos de mis lectores que son antitaurinos, y que este tema no les agradará, pero todo el mundo ha oído hablar de la vergüenza torera, y ayer fue un claro ejemplo de ello.
En un país donde encontrar una dimisión es más difícil que encontrar un billete de quinientos euros, un señor no estando de acuerdo con su rendimiento se ha cortado lo más precioso de un torero: su coleta.
Ejemplo podían tomar algunos jueces viajeros, turistas accidentales de fin de semana, y banqueros que de tanto aprovecharse de la construcción, ahora tienen la cara de cemento, y si se van, lo hacen con unas jubilaciones que casi podrían ser el gasto destinado a todos los jubilados de alguna autonomía.
Lo curioso de este gobierno actual es que para algunas cosas, especialmente para los obreros, cambian las leyes de un día para otro, y sin embargo para castigar a otras personas se amparan en que para eso no hay legislación, cuando ellos previamente ya han demostrado con creces su capacidad para poner o quitar leyes de un día para otro.
La diferencia entre un torero y un banquero o un político está en que si un torero se equivoca la cornada la recibe él, en cambio en los otros casos la cornada siempre la recibe el pueblo, y ellos siguen de luces y luciéndose.

martes, 29 de mayo de 2012

COSAS DE LA VIDA


Siempre he pensado, aunque pueda sonar a cursi, que la vida es la mejor de las novelas, y además debe ser el primer sistema interactivo que existe, antes de que vinieran el Sr. Bill Gates y compañía, porque las reglas, aunque sea parte de ellas, las pones tú, intentando saber hacia donde quieres ir.
Desde hace muchos años tengo la misma vecina, la conocí todavía jovencita, este vecino del mundo, aunque algunos lo duden, también lo era.
Aunque la casa, en el barrio de Amara, es de construcción antigua, depende del comportamiento de cada uno de los vecinos dentro de su casa, puedes saber más o menos de ellos, y tristemente desde mi casa conocíamos muchas cosas de ellos, relatadas a altas horas de la madrugada especialmente, por la citada vecina en nocturnos ataques de nervios.
Antes de nada he de afirmar que no estoy hablando de violencia de género, sino de disputas familiares aunque la portavoz era siempre la misma.
La noche se llenaba de reproches, la mayoría de ellos ininteligibles, pero siempre comenzaban por el estribillo: - Ya vienes otra vez borracho.
Con el devenir del tiempo, y por motivos que no vienen al caso, aunque este vecino también tiene su historia, tuve que cambiarme de casa, e incluso de pueblo, durante unos doce años. Sin embargo, muchas veces todo es cuestión de ciclos, y el mío terminó volviendo a la misma casa.
Muchos vecinos habían cambiado. Sobre todo notaba que ahora había mucha población inmigrante. Otros vecinos en cambio, eran los mismos, y entre ellos estaba mi vecina del piso de arriba.
Con el tiempo noté que se había divorciado, o al menos separado, y vivía con su hijo, y otra pareja.
Con respecto al padre del chaval, personalmente no tengo ninguna queja porque su actitud con respecto al vecindario siempre fue irreprochable. Sigue apareciendo acompañando a su hijo.
A uno, a este vecino quiero decir, muchas veces le da por fabular, quizás por su gusto por el cine, y a los relatos cortos, y más de una vez se ha preguntado cómo pudo terminar la antigua historia amorosa de la vecina, y cómo comenzó la siguiente.
Eso no lo sabré nunca, en realidad tampoco me quita el sueño, y nunca mejor dicho, porque antes me lo quitaba con las broncas nocturnas. Sin embargo, he constatado con mis propios ojos un nuevo dato que debe ser añadido a esta historia, y que me ha hecho esbozar una sonrisa.
Esta mañana he descubierto la profesión de la nueva pareja de mi vecina “favorita”. Es el repartidor de bebidas alcohólicas de los bares de la zona.
Lo primero que he pensado, y no como reproche, sino como constatación de unos hechos es que se ha pasado al enemigo, y en aquella frase de: Si no puedes con el enemigo, únete a él.

*FOTO: DE LA RED

lunes, 28 de mayo de 2012

UN TSUNAMI DE ORGULLOS DESMEDIDOS

Primero, no había crisis. Segundo, no era de importancia. Tercero, pasaría en un año, luego, para finales del 2011...
Teniendo en cuenta cómo se hacen en esta piel de toro las previsiones de lo que ha costado Bankia, primero a los inversores, y ahora al pueblo llano, ni se sabe lo que acabaremos pagando.
Con una base así, vamos a salir de la crisis, cuando venga otra, osea
nunca.
Este vecino del mundo no es economista, pero no hace falta ser muy culto para comprender que si se han perdido tres mil o cuatro mil millones invertidos, el Consejo de Administración no debería haberse ido de rositas, como ha sido el caso.
Incluso, en el peor de los casos, este vecino podría entender que por el juego de las inversiones, por el riesgo, se haya perdido ese dinero, y podría hasta tragar que el Consejo de Administración no diera ninguna explicación, como tampoco la daría si la inversión hubiera sido positiva, y ganado, por ejemplo, el trescientos por cien. Sin embargo, lo que no es de recibo es que un Gobierno que culpa a todos los españolitos por haber vivido por encima de sus posibilidades y nos castiga con un repago en todo, utilice el poco dinero que nos queda para tapar un boquete producido por un tsunami de presuntas corruptelas, despropósitos y orgullos desmedidos, cuando desde el primer momento se ve, además, que no se ponen de acuerdo ni el presidente del banco, ni el gobierno, pues estos dicen que el dinero se devolverá, y el Señor José Ignacio Goirigolzarri, dice bien claramente que esa cantidad es una inversión de capital, y aunque no explícitamente, da a entender que de devolver esa cantidad nada de nada.
Antes de terminar con el tema de Bankia, este vecino piensa que al citado banco se le debería de llamar a partir de ahora BANKINDER, más que nada por la cantidad de huevos que unos y otros le están poniendo al asunto.
Pasó el tiempo de los trajes y corbatas, y del pelo impoluto, e incluso de los sueldos blindados, como sinónimo de que siempre se tiene razón.
Para colmo de males, este vecino sufridor, comprueba una vez más en lo referente a la Europa de Eurovisión, que ni una buena canción ni una actuación impecable nos garantizan acercarnos al grupillo formado por los paises del Este y a su continuo pasteleo de puntos que vienen y van. Quizás, enviar el año que viene a un grupo del Imserso podría ser una solución, al estilo de Rusia este año.

*FOTO: DE LA RED

domingo, 27 de mayo de 2012

EL ARTE SALE AL ENCUENTRO


Ayer, sábado, fue uno de esos días totalmente inesperados, en los que haciendo lo mismo que todos los sábados el resultado es diferente. Me explico, tras haber preparado mi entrada al blog, me fui a dar un paseo con la intención de fundir, aunque sea unos gramos de grasa de esa que podría donar a Grasa sin fronteras, si esta ONG existiera.
Enseguida me dí cuenta que por una vez al año, oficialmente el arte había salido al encuentro de cualquier viandante despistado, como era el caso.
Por la experiencia de ediciones anteriores, me dirigí a los lugares que otros años , ésta ha sido la vigésimo quinta del concurso de pintura al aire libre convocado por el Ayuntamiento de Ortuella, han merecido la atención de los concursantes.
Este año han participado treinta, de los que finalmente sólo entregaron la obra veintiocho de ellos, la mayoría en pintura al óleo y acrílica.
En las dos primeras fotos, veréis uno de los cuadros participantes, y que a este vecino del mundo le encantó. Pasé un buen rato hablando con el artista en cuestión. Lastima que por una cierta timidez del vecino, no le preguntara su nombre y su procedencia, pero fue una conversación agradable y distendida, todo lo distendido que un concurso puede permitir.
La idea del artista plasmada en este cuadro me pareció original, aunque quizás un poco complicada para su ejecución, ya que la mitad del cuadro era un paisaje de una de las calles principales del municipio, y la otra mitad su reflejo en un escaparate.
Quizás ésto es la vida en sí, parte realidad, parte sugerencia. Lo que se ve y lo que se cree ver.
Sobre las ocho de la noche pasé por la casa de cultura para ver todas las obras expuestas, y coincidí con la entrega de premios. El vencedor, y ganador de los 1.100 euros fue Julio Gomez.
Las tres últimas fotos, son el primer, segundo, y tercer premio.
No he vuelto a coincidir con el artista de mi cuadro de este año, porque es “mi” cuadro, aunque no ganó. Y es que así es la vida. Siempre hay que elegir, aunque se gane muy pocas veces.
Quizás el año que viene volvamos a coincidir.

*FOTOS: FRANCISCO E. PEREZ RUIZ-POVEDA

sábado, 26 de mayo de 2012

¿SEÑOR PRESIDENTE?

Es una pena que los responsables del Guinness no estuvieran presentes ayer en el Vicente Calderón porque seguro que se batió el record de pitidos en los veinticinco segundos que dura la versión abreviada del himno nacional, y el de insultos a una persona, en este caso a la Señora Esperanza Aguirre, que como buena previsora de lo que podía ocurrir, decidió no acudir al partido.
De los pocos eventos a lo que no ha acudido, porque siempre le gusta ser juez y parte en todo tipo de acontecimientos, y en los que por cierto, le gusta “disfrazarse” más que a Mortadelo en sus viñetas. Ya que le hemos visto llevando, por lo menos, dos camisetas de dos clubes madrileños diferentes, y allí donde hay una fiesta no le duelen prendas a aparecer y convertirse en el alma mater del sarao.
Con el fin de esta liga, hay una persona más en el paro, y no es otro que el Señor Pep Guardiola.
Entre las cosas que adujo para dejar el cargo de entrenador del Barcelona, es que ya no sentía ningún aliciente por seguir en el cargo.
Estando las cosas como están, este vecino del mundo quisiera proponer al Señor Guardiola como próximo candidato a Presidente del Gobierno de España.
Que no es político, está claro, y quizás puede ser uno de los ángulos favorables de su candidatura, el no estar maleado por el compromiso con ciertos entes que siempre están en la sombra.
Uno de sus principales valores puede ser el de ese caballero que siempre lleva dentro, el de ese apunte de sonrisa que, quizás por timidez, nunca llega a aflorar. Esos ojos en los que siempre están presentes sueños que quieren salir para convertirse en realidad. Y, sobre todo, tiene toda la credibilidad que un hombre puede tener, y ésto sería lo más importante
Sin embargo, puede correr en su contra en el ámbito nacional, su figura que se presupone nacionalista, pero este vecino quiere hacer una pregunta:
Pese a que Pep Guardiola siempre será identificado como culé de pro, ¿quién no quisiera que fuera el próximo entrenador de su club?
Con la política ocurre lo mismo, además el Señor Guardiola ya sabemos que es bueno en algo, y en cambio un político, a secas, normalmente todavía lo tiene por demostrar.
Este vecino ya sabe de antemano que esta candidatura solo quedará en un sueño, en primer lugar porque el mismo Pep se negaría, y especialmente porque lo bueno que tienen los sueños es que viven en un territorio donde la maldad no los puede corromper.

*FOTO: DE LA RED


viernes, 25 de mayo de 2012

DEL REPAGO AL EQUIPO BOTXERO

El gobierno central, el del Sr. Rajoy, en muy pocos meses está dando la vuelta a este país como si fuera un calcetín, y poco a poco está inventando el repago total.
Lo último es, que están más que pensando, porque parece que pronto van a empezar a pedir, que los organizadores de eventos, como conciertos, en los que se prevea gran asistencia, van a tener que pagar una cantidad para sufragar los gastos de las fuerzas del orden. Al final se va a dar la paradoja de que al pagar la entrada, vas a pagar además, los posibles porrazos que sino a tí, van a dar a un amigo tuyo.
Por cierto, a la Señora Esperanza Aguirre le va eso de tirar la piedra y esconder la mano. Después de sus explosivas declaraciones con respecto a lo que haría ella en caso de que la gente pitara al himno nacional al comienzo de la final de la Copa del Rey, todos los medios de comunicación se hacen eco de que hoy Esperanza Aguirre no va a asistir al citado partido.
Es como invitar a alguien a cenar, sentarte con él en la mesa en uno de los mejores restaurantes de Madrid, y....nunca más se supo.
Es que la Señora Esperanza Aguirre puede ser de todo, menos tonta, y sabe que si está ella en el palco, es posible que los espectadores no esperen ni a que suene el himno nacional.
Y digo yo, si los organizadores de eventos van a tener que pagar a las fuerzas de orden público, para que “ordenen al público”, también deberían poder elegir, que si nos pegan esas mismas fuerzas, lo hagan en tu mismo idioma. Daría una sensación más familiar y de cariño, porque ya se sabe que hay cariños que matan.
Esperemos que la final de hoy sea una sucesión de buenas conductas y buen juicio, por parte de los dos equipos, árbitro, y todos los componentes del espectáculo deportivo. Y...que gane el mejor, y si es posible que éstos sean los leones, ya que tieneN una afición que es número uno en nobleza, buen talante e imaginación, y aunque este vecino del mundo no es del Athletic, en partidos como el de hoy prefiere que gane el vecino, porque como de vez en cuando hay que pedirle perejil, o incluso txakoli, siempre nos conviene que esté de buen humor.

*FOTO: DE LA RED

jueves, 24 de mayo de 2012

LA PRIMAVERA LA CARTERA ALTERA


Que todavía estamos en primavera no hay más que mirar a nuestro alrededor. Con su sangre, con su cartera alterada, España está intentando ligar y hasta procrearse...
Por un lado el Señor Rajoy, intentando convencer a sus colegas europeos de una mayor intervención del Banco Central Europeo. Me lo imagino bien peinadito, y con el pelo empapado en la mejor de sus colonias, contando sus mejores chistes, que además de que seguro que serán viejos
y oídos, no tiene pinte de que él despunte precisamente a la hora de contarlos.
Por otro lado, el ayuntamiento de Madrid, con el Gobierno Central, y todos nosotros por detrás, intentando camelar al Comité Olímpico para que conceda la sede del 2020 al oso y el madroño. Ya es la tercera vez, y esperemos que sea la vencida.
Esta noche han pasado el primer corte, quedará otro y luego la gran final, casi, casi, como en el Festival de Eurovisión, que por cierto se celebra esta semana.
Se suele decir que lo importante para seguir viviendo es tener objetivos y esperanzas. Y nosotros, de los dos andamos sobrados.
Sin embargo, lo que hay que tener muy presente es que nadie ayuda por ayudar, en realidad todo es un asunto de supervivencia, y cada uno mira primero por él mismo, por estar en la mejor posición, y si puede, rodeado de los que a él le viene bien para sus planes posteriores.
Nosotros sin embargo parecemos el vecino de al lado que empezó pidiendo perejil, y si puede ahora te pide hasta la vajilla.
Las cosas empezarán a ir mejor, cuando no pasemos la responsabilidad a otros países, e intentemos levantarnos por nosotros mismos.
Desde la atalaya que dan los años, con el tiempo vamos comprendiendo que uno da buena imagen a medida que va arreglando su interior y está en paz consigo mismo, y es en ese momento cuando, quizás los demás te van prestando más atención porque parezcas más atractivo.
Lo mismo tiene que ocurrir con un país. Cuando todo se tiene manga por hombro en la propia casa, no puedes ser nada atractivo de vistas para fuera.
Con la primavera el Señor Rajoy parece que está buscando una aventura meramente para procrear y no un gran amor. Y al final volverá a casa, solo y preñado de problemas.

*FOTO: DE LA RED

miércoles, 23 de mayo de 2012

AGUIRRE, O LA CÓLERA DE DIOS

Este vecino del mundo se ha quedado dormido delante del televisor, naturalmente sin darse cuenta, viendo El misterio de Calenda. Y es que tanta publicidad  a esas horas, se tiene que pagar, como las imprudencias.
Al despertarse la sensación del vecino en cuestión, era que le faltaba algo, como que ha sido narcotizado y robado, que está en un mundo que no le pertenece, que parece que después de todo, el mundo ha seguido un buen rato sin él y no ha pasado nada.
Todo esto, pero a la vez, le ha debido de pasar presuntamente a Doña Esperanza Aguirre, presidenta de la Comunidad de Madrid, asegurando que la final de la Copa del Rey "se debe suspender y celebrar a puerta cerrada en otro lugar" si se produce una pitada por parte de las aficiones del Barça y del Athletic contra el Príncipe o mientras suene el himno de España.
Doña Esperanaza Aguirre ha seguido diciendo, que este tipo de cosas "no se deben consentir". "Este es el campeonato de España. Esta Copa la entregaba el presidente de la República cuando había República, Franco cuando estaba Franco, y ahora es la Copa de su Majestad el Rey, pero es la Copa de España".
Da la sensación de que la Señora Presidenta de la Comunidad de Madrid, se ha quedado dormida, como este vecino del mundo delante del televisor, y el mundo, y la democracia española han seguido evolucionado, y a Doña Esperanza presuntamente le ha pillado a pie cambiado.
De aquí, a decidir quién va a ganar la Copa, y el resultado, dista muy poco. Es la misma distancia que lleva de estar dormido a estar despierto.
Hay personas que están tan acostumbradas a mandar, que llega un momento que parece que piensan que la vida y los negocios sin ellas no tienen sentido.
El mundo, incluso España y los españoles, e incluso, por raro que parezca, esas raras especies que son los nacionalistas, van a saber vivir, e incluso comportarse sin la dirección de Doña Esperanza.
Por el contrario, lo que sí debería, la Señora Aguirre, sin su cólera de Dios, es vigilar a esos cuatro, o cinco energúmenos, que camuflados bajo los colores de cualquier otra afición que no pudo llegar a esa final, están seguros de tener razón, y de velar por la higiene de la política nacional, y que pudieran “dar problemas”, el día de la final, a cualquier forofo cuya única culpa es llevar los colores, en este caso de un equipo que es catalán o vasco, pero que mirando al mapa autonómico nacional, da la casualidad de que también entran en el juego democrático español.

*FOTO: DE LA RED


martes, 22 de mayo de 2012

EL ESCORIAL DONOSTIARRA

Ayer sobre las ocho de la tarde llegué a Donosti procedente de tierras vizcaínas, y llovía como si fuera la primera y la última vez.
Como no quería salir en los periódicos como la primera persona ahogada en la estación de autobuses, espere un buen rato, más de media hora, a que bajara la exhibición acuática.
En momentos así siempre recuerdo los primeros días de la instalación provisional de las primeras carpas de la estación de autobuses,en su ubicación actual, estamos hablando sobre finales de los setenta, osea hace más de treinta y dos años.
Hoy en los periódicos digitales se hace mención a que el partido mayoritario en el gobierno municipal se ha quedado solo en su pretensión de ubicar la estación de autobuses en Riberas de Loiola.
Totalmente ajeno a esta noticia, este vecino del mundo, ayer, mientras esperaba y se desesperaba, a que la tromba de agua diera un poco de tregua, pensaba en la cantidad de concejales, y familias de concejales, que han pasado durante más de seis lustros, y que no han sido capaces de llevar a buen puerto, y nunca mejor dicho, teniendo en cuenta la cantidad de agua que me rodeaba, ese proyecto en cuestión.
De pronto, mientras mi enfado iba a más, encontré la solución para que el conjunto de ediles se ponga de acuerdo y lleve adelante un proyecto que por su tardanza podría asemejarse, e incluso dejar corto, a algunas de las obras cumbres de la arquitectura española.
Sin ir más lejos, y por pura curiosidad, este vecino ha estado investigando lo que se tardó en construir el mastodóntico monasterio de El Escorial. Existen diversos datos, y la mayoría giran entre los veinte y veintitrés años, pero nunca más de treinta. Y nosotros mientras, mirándonos a quién la tiene más grande, me refiero a la fuerza en el ayuntamiento donostiarra, naturalmente.
Volviendo a la solución que encontré para que los ediles se pongan las pilas y construyan de una vez nuestro Escorial particular, se me ocurrió que su próxima reunión se realice en la misma estación de autobuses, con la gentil ayuda del cuerpo de bomberos.
Con tres o cuatro mangueras apuntando hacia el cielo de manera que el agua fluyera tan libremente como lo hacía ayer, y debajo la corporación municipal, muy digna ella, con su mesa, con sus papeles, y con toda su prosopopeya. Sólo una consigna, de allí no se mueve nadie, hasta que se pongan de acuerdo todos los ediles, y mañana mismo comiencen las obras en el sitio que sea, pero que comiencen.
Y es que quizás, una cosa es la teoría y otra la práctica, y tras más de treinta años de reuniones, ya es hora de que comiencen a sonar las máquinas y a parar las palabras.

*FOTO: DE LA RED

lunes, 21 de mayo de 2012

CONFIESO QUE TENGO UN PROBLEMA

Desde hace un tiempo veo que tengo un problema, un gran problema diría yo. Uno de mis hijos es un “manitas”.

Me imagino que la mayoría de vosotros os preguntaréis cuál es el problema. Y espero que me podáis entender.

De un hijo se espera todo, y no se espera nada. Viene a este mundo con la esperanza nuestra de que todo le vaya bien y que consiga mejores cotas que nosotros, pero, y ésto es lo importante, de que todo vaya muy despacito. Además, tal como está ahora la vida en sí, más que despacito, la vida ahora no se mueve.

Mi hijo, éste en concreto, ya es mayorcito, no os vayáis a pensar que está en la edad del pavo. Éste mató al pavo hace mucho tiempo, y a disgustos, porque nunca ha hecho lo que se esperaba de él. Ni le gustaba el fútbol, ni salir de marcha. Una deshonra para la familia.

Se suele decir que un pavo está mosqueado en Navidades...ya me entendéis, sin embargo el pavo de mi hijo debía estar mosqueado siempre porque no hacía lo que se suponía tenía que hacer un chaval de su edad.

De todas las maneras, estoy muy agradecido de que naciera en la época que lo hizo, porque él es un manitas de los ordenadores. Si llega a nacer cincuenta años antes, su vida no hubiera tenido sentido.

Me lo imagino sentado en la misma silla y al lado de la misma mesa, esperando a algo para que su vida tuviera sentido, pero sin saber el qué. Como el sitio destinado en casa para la televisión, pero sin televisión porque todavía ésta no se ha inventado.

El único problema es que naciera después de Bill Gates, porque, de lo contrario, el nacimiento de todo el mundillo informático hubiera tenido lugar en el País Vasco.

Cuando se sienta delante de un ordenador, el sentido del tiempo cambia en él, se ralentiza, e incluso ya no tiene importancia.

En este momento está en paro, pero no parado, porque tiene un montón de “amigos” que luchan por sus servicios.

Además todo informático de alma, que no de carrera, en realidad es como un artista, tiene su punto bohemio y él no gira en torno al mundo, sino que el mundo se hace y se deshace cómo y cuándo él quiere.

Entrar en su habitación es llegar a otra dimensión. La cama y los muebles estar... están, pero el problema es dónde, porque tiene todo tipo de piezas, y de tamaños, desperdigados por la habitación.

No entiende que pueden llegar visitas a casa, que las hay, porque él es una especie de conseguidor, pues logra que algo inerte tenga vida propia. Y nosotros, la Nuri, mi sufrida, y este vecino del mundo, nos preguntamos lo que los demás pensarán de la educación que le hemos dado, a tenor de cómo tiene su habitación. No le importa ni que vengan visitas femeninas. Me imagino que pensará eso de que “quien me quiere, me querrá como soy”. El problema es ese, cómo es.

Y además, como es como de la familia para todo el mundo...., al de la familia no se le paga, y a mi hijo menos. Si le dan algo, le dan un detalle, y la vida está hecha de detalles, pero de muchísimos.

Ya me veo cualquier día de estos en la reunión de padres anónimos de hijos manitas anónimos, diciendo eso de que:
-Confieso que tengo un problema: Tengo un hijo manitas....

*DIBUJO: DE LA RED

domingo, 20 de mayo de 2012

CAMP NO VIENE DE CAMPO

Hay una palabra que no he oído hace mucho tiempo, que podía definir el fin de semana que he tenido, y es la palabra “camp”. Sí, un fin de semana camp, donde han estado muy presentes recuerdos de hace muchos años.
En primer lugar TVE en su primer canal se nos salió de la rutina, este viernes pasado, con el que creo, porque no lo tengo muy claro, es un especial sobre Gila, llamado “Arriba ese ánimo”
En primer lugar he de confesarme como ferviente admirador de Miguel Gila, y siempre le he considerado como un excelente humorista, y buen actor. Recuerdo de pequeño en la radio, en los programas de discos dedicados, la gente solicitaba frecuentemente los monólogos telefónicos de Gila, y aunque muy oídos, siempre te reías como si fuera la primera vez.
Para hacer un homenaje creo que no solo vale con la intención, y eso es lo único que encontré en el citado programa presentado por Santiago Segura. Unas actuaciones chabacanas, en las que despuntó, desde mi punto de vista, el humor cantado de Millán Salcedo, que en un mano a mano con un pianista desgranó con mucha gracia, un sinfín de canciones.
Por lo demás, olía a naftalina, y el panorama era el de un calendario que se ha quedado amarillo con el paso de los años.
Ayer por la noche, y en la localidad vizcaína de Ortuella, como plato fuerte de las fiestas, actuó Karina.
La verdad es que de antemano me daba una sensación de pena por tiempos pasados y de un cierto arrastre por los escenarios. Sin embargo, el resultado fue muy otro.
Aunque las condiciones meteorológicas no ayudaron en absoluto, pues llovía como si fuera la primera vez, sobre las once y cuarto de la noche, subió al escenerio, Maria Isabel Llaudes Santiago, más conocida por Karina. Muy elegante y respetuosa, como si fuera la primera vez. De primeras ya se oían voces diciendo que “trae la música grabada”.
Me parece lo más normal, porque no nos olvidemos, y aunque es triste decirlo, seguro que fue contratada, porque entre otras cosas, su caché no sería muy alto, y o se llega a acompañar de un grupo de “sin papeles”, o de otra manera las cuentas no casan.
No se puede en una hora cantar tantos popurrís de canciones de los setenta, que ella en su momento no llevaba en su repertorio, como sus éxitos. Con mucho cariño se fue ganando a un público que de primeras ya se lo puso fácil.
Con respecto a su voz, paradójicamente diría que ha mejorado, y ahora canta utilizando el diafragma, lo cual es signo de saber hacerlo bien.
Tanto público y cantante se recargaron mutuamente sus baterías, y estoy convencido de que Karina se acordará de esta noche, porque al final estando muy cerca de ella, comprobé que llevaba lo que ahora se denomina “subidón”, y aunque de cuerpo menudo no entraba en el cochazo, que me imagino que por parte de su representante, le estaba esperando.
Una buena noche mojada de buenas intenciones y recuerdos de nuestra banda sonora vital.

*FOTOS: FRANCISCO E. PEREZ RUIZ-POVEDA

sábado, 19 de mayo de 2012

CARTA A UN DESCONOCIDO

                                                                               Bilbao, 19 de Mayo, 2012
Estimado desconocido,

Me dirijo a tí, que como yo, creo que eres un viajero accidental, pues cada día tienes que coger bien el metro, el tren o el autobús para ir a trabajar o a estudiar a Bilbao.
Ayer sobre las cinco y cuarto de la tarde, acababa de despertarme de la cabezadita de una hora en el autobús que me había llevado de Donosti a Bilbao.
Tras coger la maleta de pequeño formato y, mientras me dirigía todavía somnoliento, a coger el tren de corta distancia que me iba a llevar a mi destino final, sentí la llamada de la selva o de los más bajas necesidades, por lo que tuve prácticamente que arrojarme a la puerta de los váteres de la estación de autobuses.
Con un sudor frío empapándome la frente, confirmé que había un “trono” libre, por lo que entré en el pequeño receptáculo, ese que tu acababas de dejar.
El espectáculo era inenarrable. Habías pasado varios minutos forrando la taza del váter con papel higiénico. Hiciste un trabajo de orfebrería fina, para que tus posaderas, me imagino que por el trabajo que te tomaste, de muy alta alcurnia, no se mezclaran con las de la plebe y seguro que así fue, pues dejaste el servicio inservible para los demás.
Me imagino que no sabrás, y ese es el objetivo de esta misiva, que los sitios públicos conviene dejarlos como estaban antes de que uno entrara. Creo, por tu proceder, que en tu vida diaria tienes a alguna persona a tu servicio y al de tu familia, para que os limpien el váter.
No es de recibo tu comportamiento, y en efecto dice mucho de tí. Por ejemplo, que solo te importas tú, en concreto tu culo. El de los demás te trae al pairo.
El mundo es como es, para bien o para mal, porque lo hemos hecho nosotros así, y la parte triste de él ha sido generada por personas como tú, a las que solo les importa gestionar su vida en las mejores condiciones posibles, en tu caso seguro que exquisitas. Sin embargo parece que alguien en tu educación, olvidó recordarte que los mismos derechos y deberes que tienes tú, los tienen los demás, y eso no lo prácticas.
Desde ayer hay alguien que sabe que existes y espera que la próxima vez hayas aprendido a comportarte en sociedad, aunque nadie te vea.
Sinceramente tuyo,
Un vecino del mundo.

*FOTO: DE LA RED

viernes, 18 de mayo de 2012

LA CELESTINA Y EL YOGURAZO

Siempre he pensado aquello de que “no hagas a los demás lo que no quieres que te hagan a tí”. Es una máxima fácil de decir, pero quizás no tan fácil de cumplir.
El tema de hoy puede ser un poco conflictivo, pero no va a ser este vecino del mundo quien lo haga dificil, ni tampoco lo vaya a rehuir.
La sociedad poco a poco ha ido avanzando en lo que a la igualdad de derechos entre los dos sexos se refiere, y la publicidad con ella.
De los anuncios muy machistas en blanco y negro de los años sesenta, en los que quedaba muy evidente el rol de los dos sexos: la mujer en casa cuidando de la prole y haciendo todas las tareas domésticas, sin olvidarnos de que Soberano es cosa de hombres, a los de la actualidad en los que se pretende plasmar lo políticamente correcto.
Para distinguir si un anuncio en su planteamiento del tratamiento de los dos sexos es correcto, hay un truco fácil que utilizo al ver un anuncio por primera vez: cambiar el sexo de los protagonistas del anuncio, si es un hombre, el intentar imaginarte el mismo anuncio en mujeres, si algo chirría es que hay algo que no funciona.
Estos días hay una campaña televisiva sobre un “yogurazo griego”, que tiene a Eduardo Noriega como protagonista, y a una especie de Celestina supuéstamente griega que avisa desde una ventana a dos jovenes que también desde sendas ventanas no pierden ripio de cómo el protagonista da buena cuenta de un yogur, mientras las tres mujeres con evidentes muestras de excitación seguirán observandole día tras día.
Podría parecer una tontería pero si no queremos que aparezcan mujeres objetos, tampoco deberíamos cebarnos en hombres objetos.
Quizás el problema es que no parece que existe ninguna asociación de hombres humillados, porque en cuanto una asociación de lo que sea toma cartas en el asunto, el anuncio en conflicto desaparece del mapa televisivo.
Podemos recordar un anuncio de la empresa “Bocatta” que con mucho sentido del humor “relataba” la vida diaria de los agricultores para conseguir los “logros” que luego la citada empresa llevaba a sus bocadillos. Mi opinión personal es que era un anuncio divertido y hecho con cariño. Sin embargo parece que no pensaron lo mismo una asociación creo que de agricultores, y de un día para otro, el anuncio desapareció.
Hace un tiempo hubo otra campaña, esta de la empresa Puntomatic, en la que presuntamente se promovía la idea de que el hombre lavara la ropa en la lavadora como lo hace cualquier mujer. Sin embargo, la descripción de los personajes masculinos opino que era ofensiva, pues mientras lavaban la ropa en la lavandería, bailaban con una especie de movimientos a lo “Full monty”, aunque vestidos, eso sí, de manera lamentable.
Espero que cualquier día una marca de coches para promocionar uno de sus productos muestre a una mujer a la que anime a comprar ese vehículo porque así se le acabaron los problemas a la hora de aparcar. Entonces veremos que alguna asociación seguro que se queja por ser un anuncio sexista, y es que parece que para ese tipo de denuncias solo hay una dirección, porque la otra no es políticamente correcta.

*FOTO: DE LA RED

jueves, 17 de mayo de 2012

UN KURSAAL DE QUITA Y PON

Desde hace varios días se puede ver el último anuncio de Pepsi en el que varios jugadores como Messi, Drogba, Torres y Agüero juegan a fútbol encima de una gran multitud de gente. Son imágenes muy logradas que según como se consideren pueden ser un cierto homenaje a la figura del aficionado, que sirve como base y piedra fundamental de ese deporte que es el fútbol, o para aquel que quiere ver polémica en todo, puede sentir que el aficionado es maltratado, pisado e incluso humillado.
Sin embargo, en nuestros lares, la polémica es otra, y es que siempre vemos las cosas desde nuestro label de calidad.
En el primer fotograma de este anuncio, y hay que dar un premio al avispado que se ha dado cuenta, se ve la playa de la Zurriola vista desde Ulia, y ese mismo avispado ha deducido que no se ve el Kursaal, y claro, teniendo en cuenta lo que costó, con referencia a lo crematístico como a lo polémico en su momento, estamos como para que se nos “borre” algún edificio.
Este vecino del mundo es de la opinión de que lo importante es que hablen de uno aunque sea bien o mal, da lo mismo, pero que se hable.
Si en el anuncio de esta bebida aparece, aunque sea una décima de segundo, algo nuestro, mejor que mejor porque toda publicidad es poca en estos momentos de vacas famélicas, y es dinero que te puedes ahorrar de campañas publicitarias, y si han borrado el citado edificio será para no centrar la atención del espectador en otro sitio que no sea la bebida.
Sin embargo, como dijo Woody Allen en una ocasión: La vocación del político de carrera es hacer de cada solución un problema. En esta ocasión se puede sustituir la palabra “político” por “donostiarra”, y ya tenemos la definición exacta. Y es que aquí, aunque no estemos en la Mancha, siempre estamos luchando contra ruedas de molino, e incluso un simple anuncio, por mucho dinero que haya costado, que se supone que es para promocionar algo, se puede convertir en un gigante de dos cabezas, y las dos nos quieren atacar.
A mi personalmente no me importaría que al abrir mi ventana todos los días pudiera saborear una panorámica como la de la Zurriola. Y, precisamente, no me iba a amargar la duda de si se ve o no en ese momento el Kursaal, porque la niebla, aunque sea cinematográfica, viene y va, y lo nuestro permanece.

*FOTO: DE LA RED

miércoles, 16 de mayo de 2012

JODER A UN RECORTADOR

Aunque tenía la radio puesta en un discreto segundo plano auditivo, Eustaquio y sus trompas me hicieron comprender que algo debía de haber entendido mal sobre que Raúl González, uno de los siete de puntuación diez de toda la historia del fútbol nacional, se va a dedicar a catar durante dos años.
Oír, lo que se dice oír, lo había hecho bien porque solo era un pequeño error de escritura, y teniendo en cuenta cómo escribe ahora la juventud en sus correos electrónicos, eso era pecata minuta. Y es que era catar pero con “q” de Emiratos Árabes..., ¡bueno!, ya me entendéis.
Es de comprender que un deportista que ya está más cerca de retirarse que de ser llamado para la selección se plantee hacer caja y además haciendo lo que más le gusta que es jugar a fútbol, aunque no sea en una de las ligas punteras. Y es que viendo que España ya se ha convertido en un gran recorte, aunque antes ya lo era con las autonomías pero de otra manera, es preferible, pudiendo, ver los toros desde la barrera y los recortes desde un país un tanto lejano.
Antes cuando oías la palabra recortador en tu mente aparecía un joven vestido de blanco, como Raúl, en la mitad de un coso taurino intentado volver loco a un toro solamente con la rapidez de su cuerpo.
Ahora, decir recortador es decir una persona vestida de traje negro, con cara de sádico amargado, que recorta hasta la sisa que hace su madre cuando va a la compra, eso en el mejor de los supuestos de que tenga madre en lo que a sentido de estar homologada según los cánones de la Iglesia.
Pues eso, que Raúl, como buen recortador, se va una vez más, y ahora fichado por el club Al Sadd, de Qatar, donde también vestirá una camiseta blanca con el número siete, y es que las penas, las de la retirada no muy lejana, con mucho dinero, son menos, aunque la mayoría de sus fans de toda la vida se hayan quedado, como diría un latinoamericano, en la madre patria, porque alguien se tiene que quedar en este país para sufrir las consecuencias de los recortadores con el toro de la crisis. Y es que la única manera que se me ocurre de “joder” a un recortador es dejar este país vacío, y en el fondo es quizás lo que quieren. 

*FOTO: DE LA RED 

martes, 15 de mayo de 2012

BINÓMIO: CASCABEL Y GATO

Hay un dicho español, el de “quién le pone el cascabel al gato”, que muchas veces nos retrata mejor que una cámara fotográfica de esas de última “degeneración”, como este vecino del mundo tiene a bien definirlas, y es que son tan completas tan completas que al final las pones en modo automático, y te dejas de más zarandajas porque te están degenerando los nervios.
Hay momentos en que hay que tomar una decisión, porque ves venir algo, porque hay una situación que no se puede mantener por más tiempo, y te tienes que enfrentar a ella.
Este vecino del mundo es de los de la opinión de que el trago amargo hay que tomarlo cuanto ante. Sin embargo hay otros, a los que en el argot futbolístico se les denominaría, de esos que duermen la bola, y duermen el juego, duermen al público y se duermen ellos.
Hace ya bastantes años que por problemas de salud tenían que operarme, y le comenté al galeno, como me gusta referirme al médico, porque le reviste, al menos en mi opinión, de más sabiduría, y eso conviene cuando eres tú quien está siendo atendido, que si tenía que pasar por el quirófano que fuera cuanto antes mejor. Entendiéndose por ello el tiempo necesario de hacer cola por la Seguridad Social.
Estábamos en plenas Navidades, y el galeno mirando el programa de operaciones del hospital me dijo que si quería, por ahora solo había sitio disponible para Semana Santa, que de lo contrario iba a tener que esperar una buena temporada. Le dije inmediatamente que sin problemas que cuanto antes mejor, y me dijo que había sitio y quirófano disponible esos días precisamente por ser época vacacional y que la gente prefiere cogerse esos días de asueto, que enfrentarse a ese mal momento que es pasar por un quirófano.
Siempre lo he tenido claro, que cuando ya tengo el gato y el cascabel, por poco que me apetezca, prefiero hacerlo cuanto antes, y no como otros que conozco, especialmente muchos que se dedican a la vida pública, que asustan al gato para que se vaya y al primero que pasa le pegan con el cascabel en el ojo, creando una ceremonia de la confusión, y al final no se sabe ni si había gato, ni cascabel, y siempre hay alguien que pasaba por allí quien recibe los arañazos, y el que ha causado el estropicio le anima para que investigue lo sucedido y tome cartas en el asunto.

*FOTO: DE LA RED

lunes, 14 de mayo de 2012

LA DIOSA FORTUNA SE VISTE DE CORTO

Hace unas horas que ha acabado la liga, con la mayoría de los partidos jugados a la misma hora por aquello de las suspicacias y de los maletines, que por cierto, éstos deben de ser como los billetes de quinientos euros, o incluso las meigas que nadie ve pero que existir parece que existen.
Ayer tenía cosas que ordenar en casa, de lo poco que te dejan ordenar en casa, una vez que estás casado, porque para lo demás están ellas, con ese dedo, el de ordenar, que como el de ET parece que se pone hasta rojo en momentos culminantes. Mientras, en un segundo término, tenía ese aparatito llamado radio, con pinta de indefenso pero que en días, como el de ayer, parecía una olla a presión. Era tal el follón que en ciertos instantes se montó, que miraba al aparato de radio en sí, por si se movía o incluso cambiaba de color, y no veía nada, pero lo que es oír, todos los colores del arco iris metamorfoseados en diferentes sonidos.
Si hay que definir al día de hoy sería como el de la resaca de sentimientos, con declaraciones como “se veía venir”, o “es que este año el estamento arbitral se ha portado muy mal con nosotros, escamoteandonos varios penaltis en momentos muy importantes”.
El fútbol en general, puede ser como una parábola de la vida en sí, con ricos, con pobres, con ganadores y perdedores, con figuras y con obreros, con sueños que te venden, y realidades que te encuentras.
Una liga de fútbol se asemeja mucho a un curso estudiantil, con deberes que tienes que hacer y que muchos los van dejando hasta el final. Hay alumnos que son verdaderas figuras y meten goles en cualquier campo, en el de las matemáticas, en el de las ciencias, y otros que solo encuentran excusas, como que el “profe” se la tiene guardada desde hace mucho tiempo, y haga lo que haga no aprobará nunca.
Y es que el profe y el árbitro son tal para cual, lo mismo en mundos diferentes. De hecho, desgraciadamente no es difícil encontrar maestros o maestras agredidos por un padre, o madre, que en este caso, serían los equivalentes a los hinchas, o forofos, y que se creen la mayoría de las declaraciones de sus estrellas, y viven en un mundo quizás un poco cambiado de la realidad.
Hace unas horas que ha acabado la liga, y para algunos hoy será un día negro, y para otros como el día de la lotería de Navidad en lo que a la Diosa Fortuna se refiere.

*FOTO: DE LA RED



domingo, 13 de mayo de 2012

EL DESTINO DE UN NINOT

A estas horas, una de la madrugada, todavía está en plena efervescencia la reunión de miles de personas, más de cuarenta mil en los momentos álgidos, en la Puerta del Sol en Madrid.
A lo largo del día son bastantes las ciudades en las que se han celebrado diferentes actos recordando el aniversario del comienzo del movimiento
15 M.
Aunque tanto en Madrid como en Barcelona había unos horarios que cumplir, impuestos en nombre del orden público, al final ha prevalecido el buen juicio, y teniendo en cuenta el sentido de las manifestaciones y el buen talante de la mayoría de los convocados, la policía no ha intervenido.
Otro cantar es lo ocurrido en el otrora y siempre Reino de Valencia. La primer edil de la ciudad, Doña Rita Barberá, presuntamente ha intentado desbaratar la reunión de miles de personas en la Plaza del Ayuntamiento, organizando una mascletá. Aunque ella ha desmentido en diversos comunicados ésto, el caso es que llegan noticias de que la gente ha entrado en la citada plaza desmontando el tinglado de pólvora.
Muchas veces que Doña Rita Barberá sale en los medios de comunicación suele parecer estar desquiciada de los nervios. Hoy indagando por la red de redes he descubierto quizás una de las razones que le deben hacer llegar a ese estado de nervios, y que no es otro más que su segundo apellido, Nolla, Doña Rita Barberá Nolla. Es que este apellido se puede prestar a todo tipo de rimas, cada cual más divertida para el pueblo, y lógicamente más cabreante, inventando una nueva palabra pues la ocasión lo merece, para ella.
Este vecino del mundo tiene familia directa en esa comunidad, Valencia, por lo que tiene información de primera mano sobre la crisis que está afectando allí mucho más que en otras autonomías, especialmente en sanidad y educación.
Sin embargo, en apariencia Doña Rita Barberá Nolla sigue dando presuntamente brindis al sol, y gastando dinero en ceremonias que por muy de la tierra que sean, quizás sería lo primero en ir recortando, porque en este caso, en el de la pólvora de la mascletá, sería literal el quemar el dinero ya que, como se suele decir, mucho ruido pero pocas nueces.
Hay personas que te indignan muchas veces durante el año, aunque no sea la fecha de conmemoración del 15 M, y que parece que se identifican tanto con las tradiciones de esa querida tierra, que podrían llegar a convertirse en ninots de sí mismos. Y es que en esa mascletá que no ha ardido, quizás sí se ha quemado algo más que la reputación de una alcaldesa y a lo mejor se ha convertido en el destino de su ninot.

*FOTO: DE LA RED


sábado, 12 de mayo de 2012

UNA DROGA MÓVIL

 La mayoría de las veces tenemos muy diferenciado el concepto de las cosas cuando en realidad no es lo que parece.
Si queremos definir, por ejemplo, el concepto “droga”, una buena definición sería: Cualquier sustancia de efecto estimulante, deprimente, narcótico o alucinógeno y cuyo consumo reiterado puede provocar adicción o dependencia.
Presentado así el concepto, voy hablar ahora de un objeto que en muy poco tiempo ha llegado a ser tan compañero fiel como nuestra más querida mascota, y de aspecto, en teoría, de lo más inofensivo que podamos pensar. Me refiero al teléfono móvil.
Este objeto puede hacernos sentir la mayoría de los efectos de las drogas, incluso de las más duras. Es totalmente estimulante.
Salir con uno de los últimos modelos de alta gama, puede llegar a hacer funciones de objeto sexual. Algo grande, duro y que se mueve en el bolsillo, sobre todo si alguien te llama y tienes puesta la función de vibración.
Que produce adicción y dependencia no lo podemos poner en duda.
Quién no ha tenido que volver a casa en un momento dado porque se ha olvidado su teléfono móvil, y desde el instante en que se ha dado cuenta de su ausencia, el mundo para él ha cambiado totalmente y sólo pensaba en volver, porque el mundo sin él ya no tenía importancia.
Cada vez encontramos más gente hablando aparentemente sola y haciendo todo tipo de gestos, y es que lleva los cascos puestos para no llevar el teléfono en la mano mientras hace una llamada.
Fijaros por ejemplo, un día que vais en un autobús urbano, o en el metro, a una hora en que no hay mucha gente. Estamos más aislados que nunca.
Si en ese momento ocurriera algo, un asesinato por ejemplo, muchos de los testigos no servirían para nada, porque la gran mayoría, si no se están pegando una cabezadita, están utilizando una de las muchas aplicaciones de su móvil, y mientras su cuerpo se dirige al sitio programado, su mente, nuestra mente, está a años luz, en una galaxia de las creadas últimamente por nuestro amigo americano, o nipón.
Personalmente hay muchas veces que me encuentro por diversos motivos, solo en casa, y por la noche al bajar la basura, me tengo que cerciorar de que voy con las llaves, y si es con el móvil también, mejor que mejor, porque no sé ningún número telefónico, ya que los tengo almacenados en esa agenda con forma de útima generación, y me quedaría totalmente aislado de todo mi mundo conocido, y no les podría pedir ayuda. Total dependencia del móvil como droga no dura sino durísima.
Muchas veces no me he sabido ni mi número telefónico, y ante la extrañeza de la gente, siempre he dicho que para qué me lo voy a saber si no me voy a llamar a mí mismo. Siempre he tenido clarísimo, otra cosa es que tenga razón, que el cerebro es como un armario donde conviene meter solo objetos útiles, y mi numero de teléfono, para mí no lo es.
A partir de ahora muchos, tras leerme, miraran a su teléfono con ojos diferentes, pero en realidad nada ha cambiado, porque el peligro si lo hay no está en ese objeto, sino en el uso que estamos haciendo nosotros de él.

*FOTO: DE LA RED